Baskonia arrolla a Unicaja en el último cuarto

Primer partido de playoffs el que enfrento a Baskonia frente a Unicaja en el Buesa Arena. Ambos equipos luchando por llevarse esta eliminatoria que le de pase directo a la semifinal. 

El Buesa Arena estaba repleto. Un ambiente magnífico y un gran partido por delante, de primeras Baskonia llegaba en mejor forma, pero ya se sabe de la garra que poseen los malagueños.

Abrió la lata Poirier para Baskonia pero segundos después inauguraba el electrónico para los de Plaza, Dani Díez con un triple desde la esquina como tanto le gustan al madrileño. Este cuarto tuvo dos grandes nombres, por parte de los locales era Shengelia el encargado de hacer daño como carrilero, mientras que los malagueños se aferraban a los triples de Díez, que no perdonaba. 12-16 fue la máxima diferencia de este cuarto para los verdes, pero salió del banquillo el argentino Vildoza, que encajó 6 puntos consecutivos, volviendo loca a la defensa visitante y colocando en el marcador 18-16 para terminar el primer cuarto.

Fuente imagen: acb.com

El segundo cuarto comenzó de igual manera que lo hizo el primero, anotó Baskonia y seguidamente un triple de Salin acortó distancias para los de la costa del sol. Además el propio Salin fue el encargado de volver loco a Beabouis que realizó tres faltas prácticamente consecutivas en tan solo unos minutos y que le obligó a irse al banco, una mala noticia para los de Pedro Martínez ya que es uno de sus mayores revulsivos. Unicaja también perdía a uno de sus hombres, el polaco Adam Waczynski se lesionaba del tobillo al caer de un salto en una locha de rebote frente a Diop.

En este cuarto pudimos ver al georgiano Shermadini, al que Plaza le dio unos minutos, sin embargo no supo aprovecharlos estuvo muy lento en sus ataques con incesantes perdidas de balón y faltas en ataque. Huertas era el encargado de darle ritmo a este cuarto anotando tres triples consecutivos y colocando en el marcador un 44-36 para irnos al descanso.

El tercer cuarto es estadísticamente el peor de los malagueños y en este partido no fue para menos. Unicaja salió dormido del vestuario, con un 4-0 de parcial, algo que no le gustó al técnico catalán que paró el partido viendo como los baskonistas se alejaban en el electrónico y como los suyos estaban siendo un coladero en defensa y se encontraban sin ideas en ataque. Fue Brooks quién a la vuelta al parquet tras el tiempo muerto anotó para los suyos y quién en los minutos posteriores siguió haciéndolo intentando evitar una mayor ventaja local. Finalmente una gran robo de la torre georgiana del Unicaja, Shermadini y una buena canasta de Salin pusieron a los visitantes a tan solo tres puntos, 59-56.

El último cuarto fue una fiesta para Baskonia, Unicaja pasó de ponerse a un punto a estar a 9 y de ahí a 15, momento en el cuál se rompió el partido. Sin Nedovic, con Díez al que ya no le entraban los triples y con un Carlos Suárez frustrado viendo como se les escapaba el partido a los suyos, el partido finalizó 87-70.

KIROLBET BASKONIA: Huertas (11), Janning (7), Timma (12), Shengelia (5) y Poirier (11) –quinteto inicial–; Beaubois (9), Granger (6), Voigtmann (5), Vildoza (10), Diop (9), Garino (2) y Malmanis (-).

UNICAJA: Alberto Díaz (-), Daniel Díez (11), Nedovic (12), Brooks (7) y Augustine (3) –quinteto inicial–; Salin (7), Shermadini (5), Waczynski (-), Suárez (7), McCallum (9), Milosavljevic (9) y Okouo (-).

Victoria baskonista y a esperar que ocurre en la vuelta en el Martín Carpena. ¡Suerte a ambos!

 

Ana Ávila

Ana Ávila

Málaga 1997 Unicaja

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: El contenido está protegido !!